sábado, 4 de marzo de 2017

OLIVENZA Y SU... ¿TORO?

Lo llaman "Feria del Toro". La madre que los trajo al mundo...



Olivenza, donde la "Feria del Toro". La "Feria del Toro", que lo llaman. Del "Toro", sí... ¡¡Já!!
La "Feria del Toro", de Olivenza... ¡¡Pero qué gran pantomina!! ¡¡Qué jeta!! ¡¡Qué genio, al que se le haya ocurrido!!

¿Feria del "Toro"? Pero ¿qué "toro"? Del medio-toro, más bien. Feria del Toro desmochado. Feria del serrucho. Feria de la mediocridad. Feria de la mentira. Feria de la chabacanería. Feria de la antitauromaquia más dañina que hay, por mucho que digan por ahí que no, que el problema es el PACMA, el Ayuntamiento de Madrid, los de Unidos (tampoco) Podemos, el de la coleta, y de su puñetero padre. Feria de los novilleros endiosados que no pasan de ser unos burdos imitadores de los figurines del siglo XXI. Feria, también, de estos figurines que tantísimo daño han hecho y siguen haciendo, por mucho que se intente vender por ahí que no, que hacen el mejor toreo de la historia. Feria del torillo que estas mandan criar para disfrutar y para crear arte, un torillo que da lástima y no miedo, que hace de los picadores y de la cuadra de picar un gasto innecesario, un torillo al que hay que llevar entre algodoncitos, como si ser torero fuera equivalente a ser auxiliar de enfermería...
"Feria del Toro", con El Parralejo, Zalduendo, Victoriano del Río (esta última supongo que con el modo figuras activado) y Garcigrande en el cartel... Jooooodeeeeeeer....
"Feria del Toro", y es el cortijo de las grandes figuras de la Tauromaquia 2.0 que no quieren ver el Toro, el Toro de verdad propiamente dicho, ni en pintura...
No lo llamen "Feria del Toro", porque si por algo brilla el Toro en estos días en Olivenza, es por su ausencia. No denigren al Toro de esta forma tan flagrante. Ni tampoco denigren ni dejen a la altura del betún a la Tauromaquia, que para eso ya tenemos a los animalistas. Si no son capaces de poner por encima de todas las cosas al Toro (al de verdad, no al simulacro de Olivenza) váyanse a sembrar alcachofas y ajos, pero no hagan más daño a la Tauromaquia, que ya está bien.
Basen la Tauromaquia en la bravura y la casta que le hizo grande a este animal a lo largo de todos los siglos, no en las exigencias de seis o siete pegapases que no quieren ni ver nada que no sea colaborador y se deje hacer...

Mientras tanto, la "Feria del Toro" de Olivenza no dejará de ser sino un fiel reflejo de lo que es el toreo hoy en día: una enorme pantomina de la que cualquier aficionado reniega.
Publicar un comentario